La policía tailandesa libera a 14 mujeres halladas en una “GRANJA PARA LA CRIA DE NIÑOS” en Bangkok.

0 comentarios
 Un total de 14 mujeres vietnamitas -la mitad de ellas embarazadas- han sido rescatadas de una “ilegal e inhumana” red dedicada a los “vientres de alquiler”, en Tailandia, según datos de AFP¹.













La empresa, llamada Baby 101, recibió supuestamente pedidos, por e-mail o a través de agentes, de parejas sin hijos que ofrecían miles de dólares por recién nacido. En algunos casos, el hombre también habría proporcionado el esperma con el que se inseminaba a las mujeres, que eran retenidas en dos casas de Bangkok y tenían sus pasaportes confiscados.
“Nueve de las mujeres dijeron que habían aceptado voluntariamente porque se les había dicho que ganarían 5.000 dólares² por cada niño”, ha manifestado el Comandante Adjunto de Inmigración, General Manu Mekmok; y añadió: “Cuatro dijeron que fueron engañadas”. Las autoridades a cargo del asunto han informado que cuatro ciudadanas taiwanesas, una china y tres birmanas fueron arrestadas en relación con el asunto y acusadas de trabajar ilegalmente en Tailandia. Además, una taiwanesa de 35 años, a quien la policía acusa organizar la operación, ha sido acusada de tráfico de seres humanos.
El servicio de alquiler, desde la donación de óvulos y esperma hasta el parto, es anunciado en la página web y se cree que la empresa cobra 32.000 dólares³ más gastos por el servicio. Cerca de 40 mujeres, que son identificadas únicamente con un código numérico, aparecen fotografiadas en distintas poses en esta web.
Jurin Laksanawisit, ministro de Salud Publica, dijo que las mujeres embarazadas serían atendidas en un hospital privado. “En algunos casos parece que fueron violadas”, declaró a la AFP¹.


Notas:

² Unos 3.500 euros.
³ Aproximadamente 23.000 euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario