Microrrelato - R. L. Tux

0 comentarios
“Todos sabéis lo que celebramos. Tal día como hoy de hace 35 años. A esta hora. El germen de una nueva humanidad fructificaba...”
“...lo habían conseguido. Años de trabajo y esfuerzo, de datos encriptados y mentiras. Años de miedo, de complicidad. Todo había merecido la pena. Era un pequeño, pero firme paso en la dura carrera hacia la libertad: dieciséis canales analógicos y 30 digitales; pop, rock, clásica... de todas las épocas y países; en todos los idiomas; veinticuatro horas al día; trescientos sesenta y cinco días al año...”
“...escamotear 13 gigabits de música fue sencillo; lo realmente complicado fue que el código pasara los filtros de seguridad de la Agencia Espacial. Pero lo consiguieron. Por algo eran el equipo más brillante de programadores que trabajaba en aquel proyecto. El ordenador haría aquello para lo que lo habían programado. Y eso en una misión no tripulada era mucho...”
“...el lanzamiento fue todo un acontecimiento. No se había vuelto a enviar una nave allí desde hacía setenta años, y no se volvería a enviar otra en, al menos, 20 años. Así que, por un tiempo, todos los participantes en el proyecto se convirtieron en celebridades...”
“...3 días después la nave llegó a su destino y desplegó sus antenas sobre la superficie de la Luna; las redes sociales echaban humo. Nuestros tres héroes aprovecharon el momento y anunciaron su hazaña por toda la web...”
“...fueron ejecutados...”
“...la que iba a ser la mayor base orbital civil y militar de observación terrestre se convirtió en algo más que eso gracias a ellos: la primera emisora de radio gratuita en 20 años. Emitiendo desde la Luna; imperturbable, inexpugnable; con un catálogo de varios cientos de miles de canciones. Ya nada volvería a ser igual...”
“...Radio Libre Tux continúa en funcionamiento. Es nuestro pequeño homenaje a las dos mujeres y el hombre que dieron sus vidas para que esto fuera posible: Susana Bravo, Ana de la Cueva y Javier Sinde. Sacrificaron sus vidas por unos ideales. ¡Levantaos niñas y niños! ¡Por una cultura libre y gratuita! ¡Encended vuestras radios! ¡Viva la música! ¡Viva la libertad!”

(Escrito en la pizarra en letras parpadeantes: “Y no olvidéis traer vuestros trabajos originales terminados. Mañana en clase los compararemos y compartiremos; luego, como siempre, copiaremos unos de otros las mejores ideas...” )

No hay comentarios:

Publicar un comentario